TLÁLOC es una de cuatro principales expansiones divinas de la cosmología Náhuatl. Literalmente significa el que

yace o reposa sobre la tierra. Proviene de Tlal, tierra y oc, el que

reposa o está recostado. Se le asocia con la fuerza de la naturaleza que hace brotar los renuevos cada año, la estación del año que es propicia para las cosechas, así como la lluvia y todos los fenómenos atmosféricos naturales (truenos, tormentas, granizo, etc). Por lo que se considera la principal deidad o potencia mística agrícola. Su contraparte es la Santa Virgen Chalchiutlicue.

Tlaloc, el paraíso en la tierra.

$20.00Price